Mochilas Mandarina Duck

Si quieres comprar el mejor modelo de Mochilas Mandarina Duck mira todos los modelos que tenemos en nuestra pagina web que los hemos seleccionado con la mejor calidad precio.

La protagonista de la colección de mochilas de mujer es la Utility Regeneration.La línea Utility, creada a finales de los años 70, es divertida e irreverente, con colores brillantes y materiales originales. Y, ahora, vuelve con un diseño renovado y una combinación inédita de colores y materiales.

✅ Utility Mandarina Duck

Aunque, los elementos distintivos que la hicieron famosa siguen estando muy presentes: originalidad, frescor e ironía.

✅ Mochilas clásica

El modelo Original de mochilas Mandarina Duck —el que más se acerca al modelo histórico que fue icono de toda una generación— se hace mini para seguir la tendencia del momento y se acompaña de las nuevas versiones de suave piel «Made in Italy» y de tela con inspiración vintage.

✅ Mochilas de piel

La oferta se completa con las mochilas de piel, más clásicas y elegantes, y con las de nailon para un estilo más informal.

✅ Mandarina Duck MD20

No podía faltar la amplia gama de modelos con el típico tejido con efecto iridiscente de la línea MD20

✅ Mandarina Duck más vendidas

✅ Diseño Mandarina Duck

Mandarina Duck recuerda al pionero que diseñó la emblemática silla «Up», Gaetano Pesce, el arquitecto italiano que ha realizado edificios por todo el mundo, incluso en Osaka, Japón, donde construyó el «Orgniac Building».

Su estilo combina un aspecto alegre y elementos de color con formas sorprendentes que a la vez se ven como convencionales. La silla «Up», diseñada en 1969 y producida por B&B Italia, recuerda a una mujer, una madre que nos invita a sentarnos y a acurrucarnos en sus rodillas.

Junto con la bola, una otomana, la silla es increíblemente cómoda y transmite también un mensaje político.

Pesce describe su intención con estas palabras: «Cuento la historia personal de mi concepto de mujer. A su pesar, la mujer siempre ha estado prisionera de los prejuicios y de los miedos de los hombres. A través de estas líneas, me gustó la idea de dar al sillón una forma femenina con una bola y una cadena, la tradicional imagen de un prisionero».

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad